domingo, 15 de abril de 2012

Día 1 - El cambio en mí y en el mundo

Comienzo el camino hacia la vida, el viaje, el retorno, el regreso.
Vuelvo a vivir, realmente yo como una autoexpresión
teniendo en cuenta todo y a todos por igual.
Porque llevo ya un tiempo viendo la separación tan enorme que existe en este mundo como dentro mío. Mis pensamientos rodando por sí solos, y yo los observo como detrás de una pared, donde quiero pararlos, pero siguen andando como independientes… al fin qué, están dentro de mí, son yo, o son míos, cómo los creé?
Y por qué me los creí?

A partir de la experiencia vino la creencia, y de ahí una reacción automática, nada diferente de un 'robot'.

Es importante saber esto, ya que hemos dado por sentado todo, y no podemos realmente ver quiénes somos o quiénes seríamos sin estas respuestas instantáneas…

Éste es el primero de casi 2555 días que quiero escribir. 7 años, voy a ESCRIBIR a diario. Y si me salto un día, escribo al siguiente, pero con el ‘nombre del día’ que siga.
Es decir, día que escribo, ese día lo anoto como una continuidad. 
Por qué? Para volverme la palabra viva. Para autocorregirme y autoperdonarme.
Pero para qué? Si el tiempo pasa muy rápido y aparentemente sólo hay una vida?
Porque nací en un mundo donde todo está destruyéndose a sí mismo, continuamente los humanos luchando dentro de nosotros mismos como los unos con los otros.
El amor se manifiesta aparentemente por medio del matrimonio, los hijos, los amigos y el noviazgo, pero seguido de este aparente amor, veo que hay subida y bajada, es decir, nada está estable, todo sumergido en una polaridad constante.

Me he empezado a observar: mis pensamientos, mis comportamientos, las diferentes personalidades que se manifiestan momento a momento, las emociones que corren por mi cuerpo.
Y veo que no soy eso. No puedo ser sólo eso. Tan limitado… tan finito…

Nací en un mundo donde juzgo a las personas porque se comporten así. Pero yo también me comporto así.
Y he juzgado a los presidentes, y a los ladrones, y a los violadores y a los cazadores. Pero hasta ahora me detengo y miro a ver por qué es que existe todo esto y por qué todos lo estamos aceptando, por qué me he vuelto otro ladrillo más en la pared… y veo que puedo salir de esto, porque así como yo misma tengo el universo dentro de mí que ahora mismo está tan caótico y chocante, yo misma soy auto responsable por todo y cuando ocurre dentro y fuera de mí. 
Y tomo esa responsabilidad, por el principio de LA VIDA.

Por medio del autoperdón y la autocorreción voy a retornar a la vida, y con una aplicación diaria de escribirme a mí misma y de tomar auto responsabilidad y auto dirección, por la acción física de moverme a mí misma tal como lo es escribir, que me sirve de reflejo, donde me veo directamente en autohonestidad… quién soy… qué estoy aceptando existir dentro de mí y en el mundo?
Será un viaje interesante e invito a quienes quieran participar y por sí mismos a hacerlo para tomar las riendas de nuestra existencia y no ser más esclavos de nuestra propia mente, que también lo hagan.
Vamos!!!

Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido ser deshonesta conmigo misma y haber aceptado el caos en mí como en el mundo.

Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido manifestar el caos en mí y en el mundo al no tomar autoresponsabilidad por mi propia mente y mis decisiones.

Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido no basar mis decisiones con el principio de lo que sea lo mejor para la vida.

Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido separarme de mi propia mente.
Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido separarme de mi propio cuerpo.

Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido querer ser dirigida por mis pensamientos y por mi mente entera como reacciones, emociones y sentimientos, por no querer tomar autoresponsabilidad, en vez de darme cuenta de que yo soy la auto responsabilidad.

Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido tener resistencia a vivir mi propio autoperdón porque sé que al vivirlo voy a cambiar.
Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido tener miedo del cambio.

Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido mirar hacia el futuro y pensar en el cambio futuro y cómo seré en el futuro, en vez de ver que eso es separación y que me desconcentra del momento como el respiro que es este momento.

Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido querer mantenerme en el pasado y en las memorias por creer que si no las tengo, no existo.
Me perdono a mi misma por haber aceptado y permitido crear el mundo en desigualdad al aceptar la desigualdad dentro de mí misma.

Cuando y como me vea siguiendo mis pensamientos, paro, respiro y me dirijo.
Cuando y como me vea queriendo pensar y recordar el pasado y las memorias, paro, respiro y tomo autoresponsabilidad por el momento.
Cuando y como me vea creyendo que tengo miedo de cambiar, paro, respiro, y me quedo aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

ShareThis